Bosnia-Herzegovina

El nuevo orden internacional

Luego del derrumbe del comunismo en Europa y la Unión Soviética, vino un nuevo orden internacional basado en el libre comercio, la aceptación universal del respeto de los derechos humanos y el valor de la democracia. Sin embargo, este proyecto chocó con la tendencia de la década de 1990 hacia la constitución de bloqueos económicos.

Esta situación se manifestó en Europa con la Comunidad Económica Europea (CEE), hoy Unión Europea (UE); en Norteamérica, con el Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, Canadá y México; en Asia mediante la Asociación de Países del Sureste Asiático (ASEP); y en Suramérica con el Mercosur.

En contraste con esta tendencia, se dio la actitud separatista y nacionalista de los países que conformaban la Unión Soviética y los miembros de la Comunidad de Estados Independientes.

Bosnia-Herzegovina

En 1945, el territorio de Bosnia-Herzegovina obtuvo la categoría de república dentro de la recién conformada Federación Yugoslava. En  febrero de 1992, luego de la separación de Croacia y Eslovenia de Yugoslavia, el gobierno de Bosnia-Herzegovina realizó un referéndum sobre su independencia, que fue aprobado por una amplia mayoría de la población musulmana y croata. A comienzos de abril, milicias serbias apoyadas por el ejército yugoslavo atacaron ciudades y pueblos de mayoría musulmana o croata e iniciaron la guerra contra la recién independizada república.

La superioridad militar de los serbios le permitió controlar 70% del territorio.

El despliegue de tropas de paz enviadas por las Naciones Unidas y la ayuda humanitaria fue insuficiente para aliviar los sufrimientos de la población.

La alianza de los musulmanes con los croatas se rompió a comienzos de 1993 por la aspiración croata de crear un Estado independiente en la región de Herzegovina. En 1993, los musulmanes de la región de Bihac declararon su separación del gobierno de Sarajevo, lo que provocó otra batalla, esta vez entre los musulmanes.

Después de 22 meses de sitio a Sarajevo, el 5 de febrero de 1994 fue lanzado un proyectil que cayó en una plaza de mercado y provocó muchas muertes. La ONU le pidió a la OTAN la elaboración de planes de ataque contra los sitiadores.

El 9 de febrero  de pactó un cese al fuego entre las partes, que fue violado por las artillerías de Serbia y Bosnia. En marzo se firmó un acuerdo para la creación de un Estado confederado en Bosnia entre musulmanes y croatas, una Confederación Económica en Croacia. Los serbios no participaron en este acuerdo.

En julio de ese mismo año, los dirigentes serbios y los de la alianza croata musulmana se comprometieron en Ginebra a respetar un alto al fuego en toda la república por un mes.

El 14 de diciembre de 1995, los gobiernos de Bosnia, Croacia y Serbia firmaron en París un acuerdo con el que se mantenía la república de Bosnia-Herzegovina como un solo Estado, pero dividido en dos entidades territoriales: la Federación Musulmana-Croata y la República Serbia de Bosnia. El acuerdo fijó a Sarajevo como capital indivisible del país, pero bajo el control de la Federación Musulmano-Croata, que ocupa 51% de la república, en tanto que los serbios de Bosnia controlan 49% restante. Aun cuando el tratado no se cumplió en su plenitud, las naciones involucradas aunaron esfuerzos para dar acogida a los refugiados, luchar contra el crimen y asistirse en el desarrollo económico.

Hong Kong y Macao

En la medianoche del 30 de junio de 1997, el Reino Unido entregó su colonia de Hong Kong a China popular, luego de 156 años de régimen británico en esta isla.

Con la unificación de Hong Kong a China, ésta podría convertirse en la potencia económica del siglo XXI, y Oriente seria nuevamente el centro del mundo y la civilización dominante. Por otra parte, el 20 de diciembre de 1999, Portugal devolvió a los chinos la que por varios siglos fue colonia: Macao.

 

Compartir Publicación

0 0 vote
Article Rating
Suscribete
Notificar a
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments