La Inquisición

Una institución judicial creada por el papado para localizar, procesar y sentenciar a las personas culpables de herejía. Fue establecida en 1184 por el papa Lucio III para combatir el movimiento de los cátaros..

 En un principio estuvo bajo la autoridad de los obispos. Posteriormente   en el año 1231, el papa Gregorio IX puso a los inquisidores bajo la jurisdicción del papado, que de esa manera contó con un instrumento poderoso para influir en los países europeos, la inquisición adquirió fama de crueldad por la dureza de sus procedimientos. En España se estableció en 1478 , en un inicio el tribunal, respondía directamente a las coronas de Castilla y Aragón. Su primer objetivo era controlar la tendencia judaizante y asegurarse de que no existieran falsos conversos que siguieran practicando otras religiones distintas al cristianismo. El personaje principal de la inquisición española fue Tomas de Torquemada.

Los castigos podían ser la peregrinación, un suplicio público, una multa, encarcelamiento o la confiscación de propiedades. Por lo que es recordada en la actualidad no es solo por la cantidad de cadáveres que dejó a sus espaldas en Europa, sino por el uso de multitud de instrumentos de tortura capaces de arrancar una confesión a homosexuales, presuntas brujas blasfemos. Sería hacia 1808 durante el imperio de napoleón Bonaparte cuando este tribunal dejaría de usarse.

Compartir Publicación

0 0 vote
Article Rating
Suscribete
Notificar a
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments